jueves, abril 23, 2009

Paso a paso

Pasa el tiempo. Pasa.
¿Contra nosotros
o a nuestro favor?
El día que acaba
ya no volverá.
Nosotros tampoco.
¿Tenemos que dolernos
de nuestra muerte
o de nuestra vida?
No lo sé.

Bendita ignorancia.

4 Comments:

At 4:09 p. m., Blogger Diana L. Caffaratti said...

Dolernos de la vida...Hay otra manera de sentirla?
La vida duele para dar paso a la sonrisa...¿Qué es sino un nacimiento ?
saludos

 
At 10:03 p. m., Blogger patoaplastao said...

La vida duele, daian.
Darle un sentido teleológico creo que está de más. ¿Quién quiere repetir una pesadilla?

 
At 2:20 p. m., Blogger Nadie said...

Diana.-La felicidad pasa desapercibida. El bienestar es la ausencia de dolor, es una carencia.

Patoaplastao.-Me alegro de verte de nuevo. El problema no está en darle un sentido teleológico sino en no darle ningún sentido. Eso es lo que ella pretende y nosotros debemos llevarla la contraria. Poco se puede hacer... salvo privar a su éxito de brillo hasta convertirlo en (casi) un fracaso.
No olvides el dicho que se pone en boca de Pirro tras su desastrosa victoria: "Otra victoria como ésta y estamos perdidos". Que el triunfo de la vida sea pírrico.
Recibe un saludo.

 
At 8:29 p. m., Blogger patoaplastao said...

Después de meditar durante semanas he llegado a un preconclusión por entregas:
1. Daian no ha vuelto a este rincón olvidado de la red. Fracasó mi principal cometido que era conocer qué había tras esa persona, aunque fuese de manera mínima.
2. Ver vida, sonrisas y nacimientos es un tesoro y mi última intención sería tratar de destruir esa realidad.
3. Seguiré deambulando por "la vida" viendo gentes que hablan y pasan de largo. Pero todavía los veo a través de un cristal, son intocables, inaccesibles.

 

Publicar un comentario

<< Home